Buscar

Día Mundial del Medio Ambiente

El 5 de junio es el Día del Medio Ambiente. Recuerdo que hace algunos años, cuando todavía trabajaba para las Ongs: Birdlife y Pro Natura, este día estaba lleno de actividades sociales relacionadas con la naturaleza. En este boletín, supongo que esa pasión de antaño sale a relucir y, aunque me es imposible salir al campo con todos vosotros, me gustaría retaros a que os fijéis en la naturaleza que hay al otro lado de vuestra puerta de casa y participéis en un concurso.

Fue en los años 70 cuando la ONU proclamó este día consagrado al Medioambiente, porque entonces ya empezaba a ser visible el impacto negativo de los humanos sobre la naturaleza. Por desgracia, nuestro mundo sigue enfrentándose a enormes desafíos, ya que continúa el declive de animales y plantas, la pérdida de biodiversidad. Si recuerdas, hace apenas 20 años, cuando conducíamos el coche en verano, todo el parabrisas se llenaba de inocentes insectos aplastados. Hoy en día sin embargo si conduces tu coche una larga jornada en verano, apenas tienes que accionar el limpia-parabrisas alguna vez.

A las abejas, uno de los insectos más importantes de la tierra, por desgracia no les va mejor que al resto. Pero, hay motivos para la esperanza. Estoy convencida de que saldremos de esta crisis si tod@s contribuimos con nuestro pequeño granito de arena. En nuestra finca, desde que la adquirimos, hemos dejado que las “malas hierbas” se mantengan en pie y lo cierto es que ¡cada vez hay más! sólo desbrozamos una vez en verano cuando están ya todas totalmente secas y han dejado en la tierra todas sus semillas.

No aramos en absoluto, porque en el suelo anidan muchos insectos, abejas silvestres, arañas y, por supuesto, miles de otros microorganismos que lo enriquecen. No te podemos ocultar que esto es motivo de bromas por parte de algunos vecinos del pueblo, que nos dicen que no tenemos ni idea de agricultura, o que en nuestro terreno hay demasiados bichos.


También hemos construido e instalado algunos hoteles para insectos en viejos troncos de árboles. Puedes imaginarte la cara de estos vecinos al ver estos insecto-hogares. Construir un hotel de insectos es muy fácil. Perfora agujeros de diferentes tamaños en un trozo de madera grueso, luego líjalo brevemente para que las abejas no se dañen las alas, y tendrás un nuevo y perfecto hogar para que aniden.

Nuestros esfuerzos se ven y se oyen claramente. La finca florece con innumerables plantas silvestres, los insectos zumban y el canto de los pájaros nos acompaña durante las horas de la mañana y hasta bien entrada la noche.


¿Y tú?, ¿Qué haces tú por la biodiversidad en tu zona?

Envíanos un correo electrónico con fotos y un breve texto sobre cómo proteges la biodiversidad en tu casa.

Ya sea un pequeño hotel para insectos, una pradera con flores o unos setos con plantas diversas, una cajita-nido para pájaros o un nido de golondrina que ha sido construido en tu casa. ¿O tal vez estas planeando ahora una acción en la naturaleza? ¡Anímate! Esperamos tu participación

Entre todos los participantes sortearemos un set sorpresa de Ladrón de Miel. La fecha límite para enviar tus fotos es el 30 de junio, 2021.

4 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo